Skip to content

Más vale un toma que cien te daré

2 febrero, 2012

“MÁS VALE UN TOMA QUE CIEN TE DARÉ”  es un REFRÁN que he aprendido hace poco.

Nunca lo había oído y ni siquiera entendía su significado. No he sido educada en el verdadero sentido de la generosidad y mucho me temo que estaba transmitiendo lo mismo:

DAR O PRIVAR

  • por ser o no ser
  • por hacer o dejar de hacer
  • por decir o callar
  • por merecer o no
  • por tener derecho o no tenerlo

No estoy pensando en justicia social (que lo tengo claro), sino en la diferencia entre caridad y solidaridad entre la gente próxima (lo que no tenía tan claro).

  • Siempre damos (o peor, prestamos) en función del criterio sobre nuestras propias necesidades (que nunca están suficientemente cubiertas). Y damos, no lo que la otra persona necesita, sino lo que nosotros consideramos. A cambio del dar (o prestar) esperamos algo: reconocimiento, devolución en la forma que decidamos, obediencia, sumisión. Las deudas esclavizan.
  • Y pedimos (exigimos) en función de lo que consideramos “justo” para nosotros, siempre dispuestos a presentar batalla: “Yo me merezco tener…”. “Es mío”. “Pues tú…”. Todo en base al miedo a quedarnos sin nada.

Pero he recibido en este tiempo, una LECCIÓN de GENEROSIDAD PRÁCTICA que me ha dejado sin palabras, sin argumentos. Algo desconocido.

No era un ofrecimiento, no era condicional, no era un “si necesitas”…

¡Era una “supercompra” que llegaba a mi casa de parte de una “amiga invisible” (como ella quiere ser llamada)!

Aquello no tenía respuesta. Desde lo más necesario a lo más suculento…

No se podía rechazar. No era caridad. ¡ERA UNA FIESTA!

¡ERA UN AUTÉNTICO ACTO DE AMOR Y GENEROSIDAD!

Yo que siempre he creído que tenía que aprender a “batirme el cobre” contra cualquiera, a defenderme en este injusto mundo…el mensaje que recibía por parte de personas que no son “nada mío” era: “No te preocupes, no pierdas la esperanza, mientras haya no te va a faltar” .

Esto me dejó más desarmada que cualquier creencia a la defensiva que haya sostenido en mi vida.

Ahora comprendo las predicciones para 2012 que hacían según el número de vida y que me hacían tanta gracia:

Mi número de vida para este año era el 1 y decía: “No es un año de problemas económicos, este periodo es para vivir otras cosas. El 1 es la metáfora del recién nacido. El niño (el 1º número) no tiene que buscar la comida por su cuenta, eso ya lo tiene solucionado”

¡Era verdad!: La comida me la mandaba mi amiga del Hipercor

También he recibido ayuda de otras personas y les estoy muy agradecida. He aprendido lo que significa: “Más vale un toma que cien te daré”, es decir, lo que significa la auténtica GENEROSIDAD

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: